Responsabilidad Social Empresarial

La responsabilidad social  y ambiental son elementos empresariales cada vez más presentes e indispensables para el desarrollo exitoso de cualquier organización, ya sea desde lo primordial que es el impacto socio-ambiental que generen dichas iniciativas, pasando por el efecto positivo que tiene como estrategia de relaciones públicas, hasta llegar a la parte más criticada que es el beneficio fiscal que les reporta a las empresas el implementar un programa de responsabilidad social/ambiental.

Lo que es un hecho es que hoy en día, para considerar a una empresa líder, exitosa, prestigiada y reconocida, debe tener un brazo social que retribuya a la comunidad y al medio ambiente, una parte de los beneficios que genera a través de su modelo de negocio.

Una buena manera de evaluar esta nueva tendencia en el mundo empresarial es a través del segundo ranking de responsabilidad social corporativa en México, realizado por la revista Expansión en colaboración con la Escuela de Negocios Schulich de la Universidad York, en Canadá, donde se analizan tres aspectos fundamentales, la gestión económica, la gestión ambiental, y el impacto social.

Dentro de la gestión económica, se evalúan aspectos tales como gobierno corporativo, ética y cumplimiento de normas, salarios y beneficios, capitalismo a largo plazo e impuestos.

En lo que respecta a la gestión ambiental, la producción y uso de deshechos, uso de energía y el uso de energía renovable son los parámetros más importantes.

Por último, referente al impacto social, lo que se mide son la diversidad, prácticas y políticas de empleo, salud y seguridad laboral, así como las iniciativas de responsabilidad social.

El ranking nos permite identificar aquellos sectores que priorizan o manifiestan más interés por este tipo de iniciativas, donde podemos encontrar en los primeros puestos a compañías del sector de materiales, telecomunicaciones y servicios financieros, por otra parte, el sector tecnológico/informático es el que menos interés demuestra en este modus operandi.

De esta manera, el top 10 queda conformado de la siguiente manera, con un puntaje ponderado en una escala del 0 al 100:

  1. Cemex México – 78.69
  2. Bio-PAPPEL – 70.26
  3. Scotiabank – 69.44
  4. Movistar Telefónica México – 67.68
  5. Coca-Cola FEMSA – 66.30
  6. Walmart de México y Centroamérica – 65.15
  7. Grupo Financiero Banamex – 65.11
  8. Coca-Cola de México – 62.89
  9. Mexichem – 61.72
  10. Grupo Financiero HSBC – 61.56

Un análisis más detallado revela un panorama optimista para México, ya que cada vez es mayor el número de compañías mexicanas que se desempeñan a un alto nivel en temas de responsabilidad social corporativa, algunas inclusive superando a gigantes transnacionales.

Esta solidez es clave para la competitividad y el bienestar de largo plazo de las organizaciones, ya que se promueve el desarrollo humano, el bienestar social y el equilibrio ambiental que en su conjunto moldean a una sociedad más próspera y desarrollada.

Y si alguien duda del poder y la influencia de la responsabilidad social corporativa en el desarrollo presente y futuro de las organizaciones a nivel global, pregúntenle a la Volkswagen.

M.E. Rodrigo Correa San Martín

¿Te gustó? ¡Comparte!